Me siguen!!!!!! GRACIAS!!!

NO !!! A LAS MINAS A CIELO ABIERTO

NO !!! A LAS MINAS A CIELO ABIERTO
NO A LA CONTAMINACION DE LA CORDILLERA DE LOS ANDES

miércoles, 20 de octubre de 2010

LAS CARROZAS...SIGUEN ABANDONADAS!!!!

LAS CARROZAS DE CUATRO CABALLOS ...
.
SIGUEN ABANDONADAS!!!!
.
Cumpliendo el pedido de: Mariano desde Barcelona,
Carlos
y Héctor de Punta Alta (Buenos Aires)
.
A través de correos electrónicos, los caballeros que menciono mas arriba se han interesado, por diversas razones en las carrozas que se mencionan en el post que el Almacén publicó hace ya un tiempo. CLICK AQUI
.
Recogiendo el guante, la bloguer cámara en mano y haciendo equilibrio en las chapas que el Municipio colocó no con la intención de proteger estos tesoros, sino para preservar esta "fea vista" que espanta a mas de un vecino, logró estas fotos , cumpliendo un pedido muy especial de Mariano, desde Barcelona.
.
Traté de fotografiar los detalles que aún y a pesar del deterioro se pueden observar en los carros. "Donde vos veas ruinas... yo veré belleza!" me escribió Mariano, espero haber cumplido con el cometido.
.
.
.
.
.
Recuerdo que estos carros quedaron a la intemperie producto de una tormenta , hace ya mas de un año y sobre ellos han actuado los feroces calores de la pampa, las heladas, la nieve de este invierno, las lluvias y los piedrazos que mas de un transeunte le arroja.
.
.
.
.
Esta es la imagen que presenta en estos momentos el carro mas grande, que según las historias que se transmiten de generación a generación, quizás haya sido el que transportó a Carlos Gardel en su último viaje por Buenos Aires.
.
Según información que me suministró Héctor, este carro (si es el que llevó a Gardel) sufrió sucesivas modificaciones.
Si realmente es este ese histórico carro, sería bueno preservarlo. Yo no me siento capacitada para afirmar o evaluar esta posibilidad, comparando con fotos y datos de la época.
.
.
.
En la madera se puede observar el fantástico trabajo del ebanista que lo construyó y es una pena que aún sigan sin que nadie haga algo por ellos (llamensé autoridades) y los dejen que se terminen de destruir, terminando así con parte de nuestra historia, enterrando definitivamente los recuerdos de una época.
.
.
.
.
Detalle de la rueda
.
.
.
.
Estos carros son propiedad de la familia Leguizamón. Estuve con el heredero de la firma, el Sr. Gualterio y al consultarlo que piensa hacer con ellos me dijo que le interesaría "prestarlos" para algún museo, o algo similar, quizás sin darse cuenta en el estado en que se encuentran.
.
.
.
.
Una glicina, caprichosamente se ha apropiado del carro mas chico y le ha regalado sus flores azules, para poner un poco de color a tanta miseria.
.
.
.
.
El carro mas chico lleva las de ganar, por lo menos una chapa lo cubre!
.
.
.
.
Detalle del lugar donde se encuentran estas reliquias
.
.
.

.

.

El yuyal (cicutas) los cubre y si no hay un voluntarioso que las corte, seguramente en poco tiempo desapareceran en la espesura de las hojas.

.

.

.

.

Al buscar información entre los vecinos de Los Toldos, en la Provincia de Buenos Aires, me he enterado que algunos trasnochados y de mala bebida, han intentado quemarlos y otros ante la inclemencia del invierno, trataron de sacar partes para usarlo como leña, para calefaccionarse.

.

Cual será el destino de estas carrozas.... incierto y seguramente se perderan, como tantas reliquias que supo haber en todos los pueblos de este país.

.

.

9 comentarios:

Patricia 333 dijo...

Alma !!! Tenia ya tiempito de no saber de ti , y es que yo no he venido a saludarte mil perdones

Que pasara con carrozas ??? las fotos muy bien tomadas .. Alma tienes un Blogg de verdad muy interesante

Muchas gracias por ser tu la primera en ir a visitarme yo estare por aqui seguido ,ya mi nieta no esta en casa y el tiempo me sobrara para visitar a mis amigos del Blogg

Un abrazo fuerte desde Mexico

La Gata Coqueta dijo...

Hoy he cortado para ti
las petunias más bellas
que mis pupilas han visto,
para que su aroma
sea un bálsamo
de paz para el espíritu

En este comienzo de semana
colmado de buenos deseos
para que su caminar
sea un referente más,
para el resto de los días
al lado de tu hermosa amistad...

Con un hasta pronto
se despide...
María del Carmen

Fernando dijo...

Hola, Alma querida, bienvenida de nuevo, qué post tan trabajado.

Es un poco triste el estado de esas carrozas tan bonitas. Si no las querían volver a usar podrían haberlas destruido, antes que permitir que el tiempo las fuera destruyendo poco a poco.

En Barcelona (desde donde te pidieron las fotos) hay un Museo único en España, de carrozas funebres. Es muy interesante, ves la evolución desde los coches elegantes tirados por caballos (como los de tus fotos) hasta los primeros automóviles usados con este fin.

Bienvenida de nuevo.

Pato´s dijo...

Que bueno es tenerte de nuevo amiga!
Tu trabajo es excelente como siempre , pero es lamentables el deterioro de semejantes obras de arte!
Que tengas un maravillosa semana ya se te extrañaba:)
Miles de besos de chocolates:))

toñi dijo...

Es triste dejar que las cosas se estropeen sin poner remedio.

Un beso

Abuela Ciber dijo...

Pase a saludarte: Que la semana que comienza te sea grata!!!!

Cariños

"Lo que sabemos es una gota de agua; lo que ignoramos es el océano."
Isaac Newton

Carmela dijo...

Es lamentable e inconcebible que semejantes reliquias no sean protegidas como corresponde.
Están totalmente abandonadas .
Deberían estar en un museo.
Gracias por mostrarnos esta realidad.
En las fotos se ven los detalles con precisión.
Abrazos.

Equipo de No Me Falles dijo...

TODO EN ESTA VIDA COMIENZA POR UNA MENTIRA. EMPIEZA LA HISTORIA....SIGUELA EN... http://no-me-falles.blogspot.com/

Monja de Clausura Orden de Predicadores dijo...

Buenos días desde Valencia:
Gracias por su visita, han pasado muchos meses desde que nos comunicamos, recuerdo que yo tenia pocos seguidores y hoy ya tengo enfilado el blog para el mes próximo si van como hasta ahora a 15 por semana, llegar a los 4oo, es uan barbaridad para esta monja. En fin lo que Dios quiera allí estaremos.
Hasta pronto
Reciba mi ternura

Sor.Cecilia